Sunday, December 28, 2008

El Jazz

Es casi el 2009 y hay que prepararse para recibirlo en grande.
Bueno, hasta donde la crisis económica que atravesamos lo permita pues los augurios son de que la misma se va a mantener hasta finales del año que viene y quien sabe si se extiende hasta el 2010. Aunque personalmente me ha tomado algunos meses ajustarme a ganar menos dinero, no todo es malo en medio del debacle. Se siente grandioso cuando uno va a la estación de gasolina y llena el tanque con alrededor de 20 dólares (o mucho menos si uno está del lado de New Jersey). Pero lo más importante es el cambio de estilo de vida que uno experimenta. Se produce una conversión hacia estilos de vida más saludables. No quiere decir que uno deja de 'emborracharse'. Pero lo hace en la casa donde se toma a un costo muchísimo más bajo y con mayor moderación.
Volviendo al 2009, como todos los años nuevos, hay que plantearse nuevos objetivos y hacer cambios. En cuanto a mí no me caería nada mal si hago algunos viajes que tengo pendientes, si vuelvo a la universidad, gano un poco más de dinero y me decido definitivamente a mejorar mis hábitos de lectura que están muy pero muy perdidos en el tiempo y el espacio. Mientras tanto y es la razón principal de este post, debo reconocer que el 2008 ha sido para mí, el encuentro con la música del Jazz y es algo que todavía no entiendo: ¿porqué no lo descubrí antes? Me he estado perdiendo de tantas cosas! ¿No es un desperdicio no haber escuchado antes la voz celestial de Karrin Allyson?

3 comments:

Lur, Carol, Carolur, Carolinda, Conejisha, Bruji, loba, cola de ciervo ;), y se inventan más... said...

Bonito jazzregalo para despedir el año Fer!.

¡Feliz 2009! en breve a ver si publico aaargoooo para empezar a estrenarlo. Se admiten sugerencias.

Un gran abrazo.

Fernando said...

Nos encantaria que nos dijeras que has estado haciendo ultimamente. (En caso de que sea publicable.) Ja ja!

Feliz año para ti tambien o mejor: que el exito, la suerte y el placer se combinen armoniosamente este y todos los años por venir.

Patricia Báez said...

Pensé que encontraría algo nuevo en tu blog. Pero ya que no es así, vamos a darle "fuego a la lata" con el jazz. Sabes que este género musical me crea cierto inconveniente y es el hecho de que después de ser música de negros y marginados, ahora es música de "cultos", "seudocultos" y de trepadores culturales. Y esto en nada lo digo por ti, valga la aclaración. Es una música hermosa, disfrutable, relajante, pero el solo asomo de sentirme avergonzada por querer presumir lo que no soy, hasta ahora me ha impedido dedicarme a escuchar ese género. Sin embargo, estoy dispuesta a ignorar a cualquier persona que cuestione mi auténtica filiación al jazz. Compartamos lo divino.