Saturday, September 26, 2009

Lo esencial

Me revuelve la cabeza esta idea en los últimos días. Tal vez desde los últimos meses o quizás desde siempre. Me parece magnífico cómo algunas de las grandes realizaciones de las personas en el fondo estén motorizadas, motivadas por motivos inferiores los cuales nunca son contrastados.

La envidia, los celos, por poner ejemplos, nos pueden llevar a hacer muchas cosas. Sin lugar a dudas muy buenas. El haber crecido en un ambiente de privación nos puede impulsar a alcanzar altos niveles de superación. Tambien nos podemos llenar de contenidos y podemos creer que nuestra valorización depende de los éxitos y apellidos que conseguimos en las universidades o las posesiones que acumulamos a lo largo de la vida.

Todo ello sin embargo no valdría de nada si nos olvidamos de lo esencial, si nos olvidamos de porqué estamos haciendo esas cosas en primer lugar y si nos olvidamos que sobre todas las cosas no somos más que simples seres humanos que un día más tarde o más temprano nos despojaremos de todas esas pertenencias para entregarnos tal cual llegamos al mundo, desnudos y sin llevarnos nada de lo que con tanto afán tratamos de rodearnos.

3 comments:

Anonymous said...

Cuando yo muera quiero que los mas eminentes médicos carguen mi ataúd para mostrar que ni ellos tienen, ante la muerte, el poder de curar.

Cuando yo muera quiero que el suelo sea cubierto por mis tesoros para que todos puedan ver que los bienes materiales aquí conquistados, aquí permanecen.

Cuando yo muera que mis manos se balanceen al viento, para que las personas puedan ver que vinimos con las manos vacías, y con las manos vacías partimos.

(Alejandro Magno)

Este es el último texto que me gustaría regalar a todos los que me despidan cuando traspase la frontera.

Maribel.

Fernando said...

Vaya! ¡Qué texto ni más acertado! Le cabe como anillo al dedo al post. Y mejor aún, lo complementa.

Pues Maribel, por si acaso no quedó claro, tus comentarios son siempre bienvenidos y el tener diferentes puntos de vista es algo que aquí se acepta y se respeta.
Somos de la creencia que tener un sólo punto de vista o buscar solamente a las personas que están de acuerdo con nosotros, nos empobrecen. Por el contrario diferentes puntos de vista enriquecen el diálogo y permiten el tener en cuenta diferentes perspectivas que no eran obvias al momento de uno emitir sus opiniones o juicios con relación a cualquier cosa o tema.

Maribel said...

Hola, vengo a complementar un poco por aquí. Casualmente encontré este texto cuando estaba buscando otro y me acordé de este post:

--Cuando mueras yo te lloraré de veras. Yo me acercaré hasta tu rostro transfigurado para besarte con desesperación los labios en un último esfuerzo, lleno de presunción y de fe, por devolverte al mundo que te habrá relegado. Yo me sentiré herido en mi propia vida, y consideraré mi historia partida en dos por ese momento tuyo definitivo. Yo cerraré tus reacios y sorprendidos ojos con mano amiga, y velaré tu cadáver emblanquecido y mutante durante toda la noche y la inútil aurora que note habrá conocido.Yo retiraré tu almohada, yo tus sábanas humedecidas. Yo, incapaz de concebir la existencia sin tu presencia diaria, querré seguir sin dilación tus pasos al contemplarte exánime. Yo iré a visitar tu tumba, y te hablaré sin testigos en lo alto del cementerio tras haber ascendido por la pendiente y haberte mirado con amor y fatiga a través de la piedra inscrita. Yo veré anticipada en la tuya mi propia muerte, yo veré mi retrato y entonces, al reconocerme en tus facciones rígidas,dejaré de creer en la autenticidad de tu expiración por dar ésta cuerpo y verosimilitud a la mía. Pues nadie está capacitado para imaginarse la muerte propia.

(Javier Marías, "El hombre sentimental")