Sunday, June 20, 2010

El arte de Traducir

Una traducción atroz que hizo uno de mis amigos de Facebook del español al inglés tratando de poner un "status" en ambas lenguas, me hace reflexionar sobre el significado de los idiomas y las palabras como medios o transportadores de esos significados.

No es tan sencillo como parece eso de traducir. No se transcribe de un idioma a otro buscando la equivalencia de palabras individuales y transponiéndolas a un tercero como si fueran bloques que se trasladan de lugar o de un edificio al siguiente sin que en el movimiento no se altere la calidad o la funcionalidad de la obra en construcción.

Aprender nuevos lenguas es como vivir en mundos diferentes. Es como cambiar de país, de entorno y de realidades. Podemos expresar y tratar de reproducir la experiencia de un idioma a un segundo utilizando ese primero como referencia pero muchas veces equivale a reducirla. No todo el mundo puede hacerlo. Hay gente que se vuelve excepcionalmente buena tratando de captar ese espíritu pero la mayoría fracasamos en el intento.

Sin embargo no todos somos tan humildes para aceptar o reconocer el fracaso. Lo que me extraña es la falta de percepción para no ver cuándo estamos cometiendo el disparate. ¿O será acaso que el interés de aparentar, quizás hasta de ostentar que se está diciendo algo en dos lenguas sea más importante que mantenerse fiel a una ética de decir algo coherente y con sentido? No lo sé, pero creo que yo no podría.

Y abundando un poco sobre los mundos diferentes en el que los idiomas nos hacen vivir, no es extraño para todas las personas que hablan más de uno el confrontarse con la dificultad de que hay cosas que se dicen mejor en uno que en otro, ideas y palabras que aún haciendo el mejor esfuerzo no se traducen fácilmente y hay que conformarse con una pobre aproximación. Pero más aún, existe el caso de personas que hablan perfectamente un idioma y en él lucen muy inteligentes e ilustradas pero en un segundo que puede ser el idioma de sus padres se expresan terriblemente mal con giros, expresiones en desuso y hasta un acento que si no los conociéramos denotaría todo lo contrario. De ese tipo, conozco ejemplos muy renombrados...y otros no tanto.

10 comments:

Maribel said...

¿Por qué no traduces el post al inglés?

Podrías escribirlo en los dos idiomas. Un post en dos versiones.

Fernando said...

Creo que si me lo propongo podría hacerlo Maribel. Lamentablemente este post no se refiere a eso. Sino a otra cosa. Gracias de todos modos por comentar. Siempre se agradece la participación tuya.

Maribel said...

Fernando, ya sé que el post no se refiere a mi comentario. Mi comentario es una idea. Una idea que he visto en otros blogs en los que el texto está traducido. Como el post habla de "traducir" es por lo que me vino a la cabeza la idea, sin ese título se me hubiera olvidado comentartela.

Besos.

Lur, Carol, Bruhi,Carolinda, Ayawé the wolf, cola de ciervo, y se inventan más... said...

Esto me recuerda que a veces, me gustaría saber la traducción de alguno de tus estatus -los que no están en castellano- en el face; porque más o menos los pillo, pero en ocasiones me da que me pierdo algún matiz.En otros directamente no pillo nada juá, aunque parece que conozco el significado palabra por palabra. Efectivamente, la traducción pierde por los giros y expresiones. Y ahora entiendo mejor por qué no sueles traducir.

Fernando said...

Cierto "mi Carolina", estás totalmente en lo correcto. Cuando vives dentro de otra cultura y la aceptas, te dejas permear por ella,las ideas te vienen de manera normal en ese idioma y sin más pues las tiras y ya.

Talvez no pensamos mucho en los otros, en los que no te entienden, pero Facebook es para mostrarse tal y como uno es, el egoísmo y el egocentrismo en su máxima expresión... :)

Daniel said...

Cada quien da de lo que tiene. Y, si nos dejan, lo damos por mucho, independientemente de los medios que se usen: facebook, el entorno familiar, el trabajo, etc.

Presumir que sabemos, que somos inteligentes, es una tentacion en la que demasiada gente cae. Los que si son inteligentes se dan cuenta de la estupidez cometida, pero los demas probablemente no. Y ahi esta su exito.

Fernando said...

Excepto las cosas buenas, nunca se da nada que el otro apreciaría, como el dinero, joyas, atención, amor incondicional o tiempo de calidad.
Todo lo que se da en demasía es basura y se hace con el propósito de realzar la imagen de quién la da.

En cuanto al éxito de que hablas, ese es relativo. Parafraseando a Emily Dickenson, recuerda que el que te aclame una bandada de sapos, pues imagínate...

Raymunde said...

Tocas un tema que a mí me es muy familiar: el de la traducción. Sí, es peliagudo, y no solamente en entornos más o menos familiares, como el Facebook, sino a nivel profesional, cuando uno puede estar una semana con una frase en la cabeza hasta dar con la traducción adecuada, con ese giro que realmente expresa en el idioma "target" lo que se dice en el "original".
Y no sabes cuánto sufro cuando descubro esas malas traducciones, hechas palabra por palabra, de gente que se gana la vida profesionalmente con ello...

Fernando said...

A manera de ejemplo sólo basta adentrarse en el área financiera, de negocios. Hay expresiones que por más que trato no puedo encontrar una buena traducción del inglés al español. Una palabra como "leverage" que en Inglés es tan vital para darnos una idea de lo que se está hablando no se traduce con "apalancamiento", no no. A mí me suena totalmente otra cosa cuando lo veo traducido de esa manera y podría ser la traducción más correcta...

Raymunde said...

A mí me pasa con "background": por más que quiera pensarla en castellano, me sale ein inglés y sólo en inglés. Y, claro, luego mis amigos me llaman "pedante"...