Friday, May 13, 2016

Después del gustazo ...

Según leí en un artículo en Bigthink, se necesitan sólo 5 días para cambiarle a uno el metabolismo (se vuelve más lento), si uno se deja seducir y se entrega de manera desenfrenada a los placeres y la lujuria de la comida y la bebida .... ¡Ay el vino y las cervezas!

Ven la paradoja de la vida: la buena vida mata, la buena vida (a la larga) es mala... Talvez exagero pero bueno, con razón dicen que "un gustazo, un trancazo" y por ahí vamos...

Imagínense entonces si en vez de 5 días entregados al pecado de comer sin miramientos, habláramos de dos (o tres) meses. Ese sería el caso mío y en consecuencia el aumento de 10 libras que ha experimentado mi abdomen en las últimas semanas que ojalá fueran de músculos, pero no lo son.

Todo, sin embargo, supuestamente tiene remedio si uno sabe lo que tiene que hacer (el conocimiento, la conciencia es lo primero) ...y el vídeo de abajo es una muestra de las cosas que estoy haciendo (entre otras) para recuperar la forma perdida.